Cómo Conseguir Todo Lo Que Te Propongas

Comments icon 0 comentarios

¡Ya es verano!

Lo que supone que estamos en el ecuador del año. Un momento perfecto para revisar qué tal andan aquellos objetivos que nos habíamos marcado a al comienzo del año.

¡Ui! ¿Que los has aparcado? ¿Y eso por qué?

Pues no estás sólo. Uno pierde la determinación y concentración del principio y los objetivos pasan a diluirse en una niebla de desánimo y de imprevistos cotidianos.

Marcarte objetivos ambiciosos te obliga a salir de tu zona de confort, de aquel rincón mullidito con el que ya estás tan cómodo que, aunque no te gusta del todo, te conformas.

“Mejor malo conocido que bueno por conocer” dicen por ahí. ¡Qué gran tragedia supone este refrán! Ya que a él se aferran miles de personas cada día.

A veces es el miedo que nos paraliza. Aunque yo he empezado a ver mi miedo — aquel que te asusta pero que a la vez te crea un hormigueo en las entrañas e ilusiona — como una brújula que me indica hacia dónde debo dirigirme.

En este vídeo voy a compartir una técnica la aplicación de la cual, me atrevo a decir, marca la diferencia entre el éxito y el fracaso.

Porque los que prosperan no son los que identifican los obstáculos y dan pretextos, sino los que buscan soluciones a ellos.

Cómo conseguir todo lo que te propongas:

 

Deja un comentario